SAN FELIPE Y SANTIAGO DE CARAPOA Y SU METAMORFOSIS EN SINALOA DE LEYVA

0
72

Juan Lizárraga Tisnado. NOROESTE-Mazatlán, 1° de mayo de 1984.

El primero de mayo de 1583 fue fundada la villa de San Felipe y Santiago de Carapoa. Justamente a los dos años, en 1585, la villa fue trasladada del río Fuerte al Petatlán (hoy Sinaloa) y se le conoció como Villa de San Felipe y Santiago de Sinaloa. A ese lugar se le conoce hoy como Sinaloa de Leyva.

Los historiadores lo han dicho con frecuencia: Sinaloa no fue sometido fácilmente por los conquistadores, como sucedió con los aztecas, pueblo guerrero que tenía esclavizados a otros que se unieron al conquistador. Se puede afirmar que nunca los conquistadores entregaron un Sinaloa completamente pacificado.

Nuño de Guzmán, impulsivo, sanguinario, inició la carrera de crímenes contra los indígenas, herrándolos como bestias para venderlos en Cuba y fue el primer gobernador de lo que llevó el nombre de Nueva Galicia, que comprendía Jalisco, Nayarit, Zacatecas, Aguascalientes, parte de Durango y Sinaloa.

Diego de Guzmán continuó con la exploración salvaje. Al mando de Diego Alcaraz y Lázaro Cebreros hubo una nueva expedición. Francisco Vázquez de Coronado, siendo gobernador de la Nueva Galicia, hizo otra expedición en busca de las ciudades de oro, más murió al caer de su caballo. Siguió luego un periodo de exterminio y de sublevaciones indígenas.

Varios misioneros fueron asesinados por los indígenas.

Francisco de Ibarra, gobernador de la Nueva Vizcaya vino a poner paz en la Nueva Galicia y excursionó por el norte de Sinaloa. En 1565 fundó en las riveras del Zuaque (Fuerte) la villa de San Juan de Carapoa.

Muerto Francisco de Ibarra, el capitán Pedro de Mendoza fue comisionado para reanudar las actividades por el control y colonización de la Nueva Galicia y fundó el primero de mayo de 1583 en las márgenes del río Petatlán (hoy Sinaloa), la villa de San Felipe y Santiago de Carapoa.

Siguieron las sublevaciones. Pedro de Montoya y 12 soldados cayeron en una emboscada. La villa fue incendiada, más luego reconstruida y bautizada con el nombre de San Felipe y Santiago de Sinaloa en 1585. Después, esta región sería conocida como Sinaloa.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí