Evalúa JUMAPAM daños y deterioro de su infraestructura en zona rural

0
97
  • Ante el cambio de reglas de programas federales, tendrán que sacarse las obras con recursos propios y del Ayuntamiento.

MAZATLÁN, SIN.- Ante la urgencia de reparar los daños que en la red de distribución en la zona rural causaron los huracanes Nora y Pamela, este sábado el Gerente General de Jumapam junto con su equipo realizó una gira por cinco pueblos, para evaluar de nuevo las averías y el daño por antigüedad, para dictaminar cómo se procederá para atender cada caso y mejorar el suministro del agua potable.

“Estamos ya en el pueblo de El Chilillo, venimos de un recorrido de lo que es San Marcos, La Noria, El Salto, Los Limones y El Habal, estamos viendo algunos problemas que quedaron del último meteoro, que fue Pamela, y estamos viendo las necesidades básicas del tema del agua; algunas ya están reparadas”, comentó el Ingeniero Luis Gerardo Núñez Gutiérrez.

El gerente general de Jumapam destacó que debido al cambio de reglas de operación de programas federales como el Fonden, los recursos solicitados para resarcir los desperfectos registrados entre septiembre y octubre podrían llegar hasta febrero del próximo año y un servicio tan básico como el abasto de agua no puede esperar tantos meses, de hecho, han hecho reparaciones provisionales para mantener el servicio, sin embargo, la instrucción del alcalde Luis Guillermo Benítez Torres es resolver con obras definitivas.

“Venimos con todo el equipo para evaluar cada caso y empezar a que se hagan trabajos, ya que son muy necesarios, también viendo que hay caminos en mal estado, vamos a pasar estos reportes a la dependencia que corresponde”, añadió Núñez Gutiérrez, quien al término de la gira dio instrucciones al Coordinador de la Zona Rural de la Gerencia de Operaciones de Jumapam, el ingeniero Cosme Chicuate, para que se elabore, lo más pronto posible, un programa de mantenimiento correctivo y preventivo para todos los pueblos, no sólo los afectados.

Entre los daños más impactantes, destacan los destrozos del camino vecinal Chilillo-Puerta de Canoas, donde las lluvias torrenciales dejaron descubierto la red que abastece de agua a El Habal, Los Limones y La Puerta de Canoas, una tubería de 6 pulgadas estaba a metro y medio de profundidad, y ahora está expuesta, por lo que esta misma semana será cubierta, para evitar que se dañe

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí