El suicidio de Adolf Hitler y su esposa

0
148
  • Adolf Hitler nació en Braunau am Inn, Austria, el 20 de abril de 1889; murió en Berlín, Alemania, el 30 de abril de 1945.

El 30 de abril de 1945, Hitler se suicidó disparando una pistola en su cabeza.

Desde el 16 de enero de ese mismo año, Hitler se había establecido en el búnker de la Cancillería, desde donde ejercía la presidencia del Tercer Reich al que amenazaban tanto por el este como por el oeste. Para finales de abril, las fuerzas soviéticas ya habían entrado en Berlín y se dirigían al búnker.

Días antes, el 22 de abril, Hitler sufrió un ataque de histeria ante el golpe de realidad de que Alemania no superaría la guerra. Según el testimonio de una enfermera del búnker, Hitler parecía enfermo y su brazo izquierdo temblaba fuertemente.

Al expresar su intención de suicidarse, pidió al médico Werner Haase que le recomendase la mejor opción de suicidio. Haase le recomendó una dosis de cianuro seguido de un disparo en la cabeza.

Nota de suicidio Hitler 02
Portada del 2 de mayo de 1945 del diario militar estadounidense The Stars and Stripes, con la noticia de la muerte de Hitler.FOTOGRAFÍA DE US ARMY, WIKIMEDIA COMMONS

El acto definitivo para su decisión fue lo que consideró como un intento de traición por parte de Heinrich Himmler de negociar con la Cruz Roja Internacional. Finalmente, la noticia de la ejecución de Mussolini le hizo jurar que no compartiría la misma suerte.

El 29 de abril, Hitler decidió casarse con Eva Braun en el interior del propio búnker. Tras un pequeño desayuno con su esposa, el dictador expresó su última voluntad y testamento a su secretaria durante algo más de dos horas.

Al amanecer del 30 de abril, Hitler reunió al equipo médico para despedirse y explicarles cómo proceder después del suicidio de ambos. Tras una silenciosa comida, se despidió de sus secretarias regalándoles una pastilla de cianuro, así como de la familia Goebbels, que le pedía que no se suicidase.

A las 15:30 horas, Hitler y Braun se reunieron frente a la sala de mapas y se despidieron de sus ayudantes. Tras cerrar la puerta, se escuchó un único disparo, el de la pistola de Hitler. Eva Braun ni siquiera había llegado a disparar la suya por el rápido efecto del cianuro.

FUENTE: National Geographic. MÁSINFORMACIÓN: https://www.nationalgeographic.es/historia/2019/05/asi-era-la-nota-de-suicidio-de-adolf-hitler

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí