EL LICEO ROSALES SE CONVIRTIÓ EN COLEGIO ROSALES Y MUDÓ DE MAZATLÁN A CULIACÁN

0
281

Juan Lizárraga Tisnado. NOROESTE-Mazatlán, 1° de marzo de 1984.

Un año dos meses hacía que se había aprobado el decreto para la creación del Liceo Rosales en Mazatlán, institución de educación secundaria, cuando, un primero de marzo de 1874, se trasladó a Culiacán, recién convertida en capital del estado, con el nombre de Colegio Rosales, en la que se cursaban carreras profesionales como la de ingeniero agrimensor, topógrafo e hidrógrafo, abogado, contador (tenedor de libros), químico (ensayador de metales) y profesor de educación básica.

Las causas de este cambio de domicilio y una breve historia de ésta que surgió como una institución secundaria y luego se convirtió en Universidad de Sinaloa, es lo que trataremos de brindarles en esta estampa de nuestra historia.

Eustaquio Buelna gobernaba al estado. Desde 1867. El entonces presidente de la República, Benito Juárez, había decretado, cerciorado por la experiencia, que los poderes residieran en las ciudades que no fueran puertos.

Fue hasta 1873 cuando Eustaquio Buelna cambió la capital de Mazatlán a Culiacán.

Este cambio de poderes puso fin al Liceo Rosales, que tuvo como primer y único rector al licenciado Francisco Gómez Flores.

El cambio fue necesario, pues un señor Echeguren solicitó la desocupación y entrega del local que ocupaba el Liceo, lo cual se tuvo que cumplir ante la intransigencia de este señor.

El Liceo funcionó con 16 alumnos, en una casa propiedad de Esteban Galindo, ubicado en una contraesquina de la Plazuela Machado.

Sus labores concluyeron en diciembre de 1873.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí