Pascual Orozco, líder revolucionario. Terminó en las filas de Victoriano Huerta

0
111
  • Pascual Orozco Vázquez nació en San Pascual, Chihuahua, el 28 de enero de 1882; murió en el Condado de Culberson, El Paso, Texas, Estados Unidos, el 30 de agosto de 1915. 
muestra

Desde 1909 apoya a los Flores Magón, pero motivado por la corrupción de los políticos locales y estatales, se dedica a promover el antirreeleccionismo. Abraham González lo nombra jefe de la Revolución en el distrito de Guerrero y tiene éxito en el reclutamiento porque a la crisis política se une la económica debido a la pérdida de cosechas en la región.

El 19 de noviembre de 1910, se levanta en armas contra el gobierno del presidente Díaz y ataca a las fuerzas gobiernistas en Ciudad Guerrero, Pedernales, Cerro Prieto, Mal Paso y La Mojina. En diciembre es derrotado. Participa en varias batallas y en el sitio de Ciudad Juárez; en una ceremonia pública recibe el nombramiento de general brigadier y el reconocimiento de Madero. El 10 de mayo de 1911, en unión del coronel Francisco Villa toma Ciudad Juárez.

Días después, mientras Madero esta en sesión con su gabinete, Villa y Orozco entran abruptamente y el primero le pide que el general federal Juan Navarro sea juzgado como criminal de guerra y el segundo que nombre nuevo gabinete y dé puestos a quienes lo han hecho triunfar, que él espera que lo nombre ministro de guerra y que además, Madero tiene el compromiso de pagar sus salarios a las tropas. Sólo en esto último accede Madero. En lo demás es intransigente. A partir de este hecho, Orozco termina sus relaciones cordiales con Madero, especialmente porque no lo incluye en su gabinete.

Madero le encarga la guarnición de Chihuahua para vigilar a Bernardo Reyes, confiando en que Orozco lo apoya; pero lo mismo cree Reyes, por lo que se le identifica también con el reyismo. Pese a que combate la rebelión de Vázquez Gómez y la sofoca

sin derramamiento de sangre, también se le quiere identificar con el vazquismo.

A mediados de enero de 1912, Madero lo llama, no se sabe que es lo que tratan pero el caso es que días después Orozco renuncia. Madero no le acepta la renuncia y le pide que por lo menos espere hasta marzo, pues le urge su apoyo.

El 18 de febrero de 1912, los líderes que ya están en armas, le piden que sea el Caudillo y General del Ejército Libertador. El 1° de marzo siguiente, lanza un manifiesto informando que se retira a la vida privada, pero dos días después, apremiado por las clases acomodadas que temen al coronel Villa, quien se aproxima al frente de una columna, Orozco se rebela con la guarnición de la ciudad de Chihuahua a su mando, desconoce al gobierno de Madero y lo acusa de olvidar el Plan de San Luís. Su rebelión es más importante que la de Vázquez Gómez y la de Bernardo Reyes, es pluriclasista, cuenta con el apoyo de masas populares y con el de las clases medias y altas; además se extiende por todo Chihuahua y regiones de Sonora, Durango, Coahuila, San Luis Potosí y Zacatecas. Los rebelados piensan al igual que Orozco, que Madero es népota, indeciso, corrupto, inepto para gobernar y que quiere formar una nueva clase privilegiada y exclusivista, mientras los campesinos se quejan de que su situación no ha cambiado con el Plan de San Luis.

Orozco derrota en Rellano al propio secretario de Guerra, general González Salas, pero el general Victoriano Huerta lo vence en las batallas de Conejos, La Cruz y Bachimba.

Tras el cuartelazo de Huerta en 1913, Orozco reconoce el nuevo gobierno y obtiene la

patente de brigadier el 17 de marzo, y la de general de brigada el 28 de agosto. Combate a las fuerzas constitucionalistas en Torreón y Chihuahua. Huerta lo nombra gobernador de Chihuahua, cargo que no llega a desempeñar porque todo el estado se halla en poder de los villistas. Tras la derrota de Ojinaga, al escapar es aprehendido por los soldados norteamericanos del Fuerte Bliss en enero de 1914.

Logra fugarse, y vía Nueva Orleáns-Veracruz, se incorpora en Saltillo a la División Bravo al mando del general federal Joaquín Mass, y es ascendido a general de división en marzo siguiente. Ante la presión de los villistas, que han derrotado ya a los huertistas en Torreón, San Pedro de las Colonias y Paredón, se le ordena marchar a San Luís Potosí, después a Aguascalientes y finalmente a Zacatecas, a donde no llega a tiempo para participar en la defensa de la ciudad, que cae en poder de Villa.

En Aguascalientes, se entera de la renuncia que ha presentado Huerta el 15 de julio y lanza el Plan de Reconstrucción Nacional que desconoce al presidente interino Francisco Carvajal, quien lo da de baja del Ejército Federal. El 28 de julio siguiente, Orozco toma y saquea la ciudad de León y es derrotado en La Gruñidora, Zacatecas, por el general Margarito Salinas.

Con una treintena de hombres, Orozco se refugia en Texas. Vive en la ciudad de El Paso, en donde entra en contacto nuevamente con Huerta en 1915; planean sublevarse pero son aprehendidos y encarcelados en Fort Bliss. Orozco sale libre bajo fianza, escapa de la vigilancia norteamericana y al tratar de robar unos caballos, según unos vaqueros texanos, es asesinado por unos rangers en el rancho Los Lobos, condado de Big Ben, el 30 de agosto de 1915, junto con cuatro de sus compañeros: Jesús Terrazas, José Salgado, Crisóforo Caballero y Andrés Sandoval, en circunstancias no muy claras.

FUENTE: MEMORIA POLÍTICA. https://www.memoriapoliticademexico.org/Biografias/ORP82.html

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí