JESÚS MARÍA TARRIBA, filólogo y político sinaloense

0
96
  • Jesús María Tarriba Echavarría, “El Chuma”, nació en Bacubirito, Sinaloa de Leyva, el 8 de marzo de 1890; murió el 14 de agosto de 1944 en La Chiripa, San Ignacio (Calendario Cívico, A. Nakayama).

Fue uno de los políticos más inteligentes que se han visto y oído en el estado: diputado al Congreso local y gobernador interino del estado.

En todas sus actividades realizó una labor que le valió el elogio de propios y extraños, más un acto, fruto de su apego a la ciencia y a la vida intelectual, le valió el reconocimiento general.

Antes de la crónica narrada por Juan Macedo, debe decirse que Jesús María Tarriba se graduó como bachiller en Ciencias y Letras en la Sorbona de París.

El dichoso acontecimiento surgió cuando Tarriba acudió a los Estados Unidos encabezando una delegación de agricultores de Sonora y Sinaloa quienes perderían millones de pesos si se cerraban las puertas del mercado estadounidense a sus productos porque se habían creado tarifas arancelarias de protección.

En Washington, con los diputados federales de Texas, se suscitó la polémica.

“Tarriba era un lógico que desconcertaba al más hábil adversario. El idioma inglés fluía de sus labios con la misma presencia que el castellano. Fue el primer mexicano que sin ostentar representación diplomática o parlamentaria alguna, habló en el Congreso de los Estados Unidos para defender con elegancia y maestría los intereses de los cosecheros de tomate de Sinaloa y Sonora, en peligro por una de tantas leyes fiscales que suelen fraguar los talentos del buen vecino. Los congresistas, de pie, aplaudieron con asombro jubiloso al mexicano, tostado su rostro por el áspero sol del trópico, de voz grave pero alegre, llena de irresistible savoir faire producto de su cultura y su espléndido humanismo”.

Alejandro Hernández Tyler concluye esta crónica:

“En aquella memorable jornada, Tarriba retó al diputado John Martin, representante de Florida, derrotándole inteligentemente en un espectacular duelo de oratoria. El diputado Martin, reconociendo caballerosamente el triunfo, se levantó de su curul para felicitarlo calurosamente por su brillante defensa, desenvuelta impecablemente en idioma inglés. Este incidente fue consignado en la versión taquigráfica de la sesión de la Cámara de Representantes de los Estados Unidos”.

Gran humanista y filósofo (estudioso de las obras literarias y las lenguas), Tarriba fue diputado en el Congreso local y en ese mismo tiempo, gobernador interino de Sinaloa.

Por Juan Lizárraga. Publicado en NOROESTE-Mazatlán el 14 de marzo de 1984.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí