Manifestantes prendieron fuego a edificio “Lerdo de Tejada” y a oficinas de Conagua, en Chihuahua

0
83

DELICIAS.- En una ciudad sin control, sin presencia de autoridad alguna, la noche de este miércoles, una turba de vándalos incrustados dentro de los reclamos de los agricultores quemó las oficinas de la Comisión del Agua -federal- y el edificio Sebastián Lerdo de Tejada, del Gobierno del Estado.

En una jornada álgida y violenta, después de las 7 de la noche, luego de las protestas campesinas, una turba de manifestantes entre ellos un grupo de encapuchados que impidió grabar a la presa, prendió fuego a las instalaciones de la Comisión Nacional del Agua ubicadas en la avenida Centra y Primera Norte, en plena zona centro.

No obstante, el alboroto y la violencia marcada, minutos mas tarde los manifestantes se convirtieron en una turba de incendiario y prendieron fuego al edificio de Gobierno Lerdo de Tejada, quemando toda la parte frontal al inmueble de tres pisos y un sótano.

Se quemó la oficia de Relaciones Exteriores, la Recaudación de Rentas, el Registro Civil y parte de las inspecciones de maestros.

Desde las 8 de la noche y minutos, el centro de la ciudad de Delicias se volvió un caos, sin ninguna autoridad que pudiera hacer frente al vandalismo en que decayó la protesta.

Desde la tarde la quema de unidades motoras de la Conagua y la CFE habían sido actos violentos y contestarios a la postura cerrada de la Conagua de llevarse el agua de la presa Madero, para el presunto pago del acuerdo del 44.

Sin embargo, por la tarde las protestas arreciaron quemando los manifestantes la caseta de Saucillo y otras unidades motoras aquí y en Camargo.

En Camargo le prendieron fuego a dos unidades de la CFE y las manifestaciones amenazaban incrementarse.

En Delicias vino el acabose, con la quema de todas las oficinas de Conagua, incluida las zonas de ingeniería, la jefatura operativa y la zona de residencia de obras.

Pero al final de una jornada grave, los manifestantes quemaron el edificio de Gobierno inaugurado en los años ochenta.

FUENTE: El Heraldo de Chihuahua

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí