LLeva Pucheta cubetas de pintura a la Primaria Aguilar Barraza

0
217


Mazatlán.-La escuela primaria Aguilar Barraza, con 65 años de antigüedad, presenta serias deficiencias en su infraestructura con riesgo de seguridad para cerca de 600 niños en el turno matutino y vespertino, denunciaron personal directivo y la Sociedad de Padres de Familia ante la Fundación “Una Mano Amiga”, que preside Fernando Pucheta Sánchez.
Al hacer entrega de un paquete de pintura para el plantel ubicado en la Colonia Juárez, la directora del turno matutino, profesora Selene Ovalle, indicó además que cuentan con 16 computadoras en el salón de cómputo, sin embargo están en muy malas condiciones, al grado de que son tres niños los que los tienen que usar al mismo tiempo durante cada hora de clase. Requerimos por lo menos, otras 16 computadoras, para que cada niño pueda tener una completa lección.
Las señoras Luz Isabel Muñoz y Alma Herrera, presidenta y Secretaria de la Sociedad de Padres de Familia, respectivamente, explicaron que tienen serios problemas de drenaje, de hecho, los tubos son tan antiguos que ya no existen. Hay árboles que han crecido en los techos de las aulas y sus raíces entran por medio de los aparatos del aire acondicionado. A eso, se le suma la humedad y filtraciones de agua que hay por los techos, debido a la falta de mantenimiento pues sus estructuras datan de hace más de 60 años.
Las paredes de los planteles se encuentran casi destruidos, todo esto conlleva un riesgo para los niños.
Los padres de familia pidieron el apoyo de las autoridades y agradecieron el respaldo de Fernando Pucheta Sánchez, que, sin ser gobierno, les llevó aliento al donar pintura.
Durante los Honores a la Bandera, el equipo de Una Mano Amiga hizo entrega del donativo, a su vez, Pucheta Sánchez convocó al plantel, a participar en la elaboración de un dibujo con el tema del amor y el respeto, para plasmarlo antes del 30 de abril, Día del Niño, en las paredes del pequeño teatro ubicado en los patios de la primaria Aguilar Barraza.
La semana pasada, la Fundación también entregó pintura en la escuela Lombardo Toledano, de Lomas del Ébano, ahí se comprometió a restablecer el servicio de los bebederos.
El equipo de Una Mano Amiga informó que se instalaron filtros nuevos, se lavaron los tinacos que estaban muy insalubres por lo que ya los más de 600 niños pueden tomar agua limpia sin temor a enfermar.
Cada semana, esta organización de la sociedad civil, acude a una escuela o visita casos especiales que requieren apoyo en sus hogares, para ayudarles y pedir la solidaridad de los mazatlecos, en los que incluso se suman personas que viven en otros estados, a través de las redes sociales, pues alcanzan reproducciones superiores a los 150 mil.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí